¿Cómo hacer un buen uso de los videojuegos?

La educación es una responsabilidad y un derecho irrenunciable de los padres. En el colegio Arenales Carabanchel somos conscientes de ello y colaboramos, sin sustituirlos, ayudándoles en la formación de sus hijos.

Para que nuestra acción educativa sea eficaz, es importante que logremos armonía entre la educación que los alumnos reciben en la familia y la que se imparte en el colegio. Por eso fomentamos una estrecha colaboración con los padres de los alumnos, y queremos proporcionaros la ayuda necesaria para llevar a cabo vuestra labor como primeros educadores de vuestros hijos.

Con este fin, os recomendamos los consejos que nos ofrece la Fundación Aprender a Mirar una entidad respaldada por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, sin ánimo de lucro, que trabaja por la defensa de los usuarios de los medios de comunicación audiovisual, en especial, de los niños y los jóvenes, a través de la formación, la información, la acción social de prevención, denuncia y defensa y la promoción de valores.

Su trabajo es atender a las personas más indefensas frente a los abusos que se cometen en el entorno digital: la infancia y la juventud.

La Fundación Aprender a Mirar, también actúa como consultora de organismos y entidades implicadas en el mundo audiovisual con el fin de impulsar la calidad de los contenidos, con un enfoque positivo que garantice la protección del menor.

Con su proyecto Guay-fi  nos ofrecen formación y recursos para que los padres y las madres gestionen de la mejor manera el uso de las pantallas.

Guay-fi pretende lograr una mayor concienciación y, simultáneamente, propone un ocio infantil sin pantallas. De esta manera, padres, madres y educadores tendrán en su mano, una serie de ideas variadas para promover actividades en casa, al aire libre.

Os dejamos un primer vídeo sobre, ¿Cómo hacer un buen uso de los videojuegos?, una grabación de José Carlos Amador, profesor, periodista, y experto en videojuegos.

Consejos para hacer un buen uso de los videojuegos:

  • Limitar el horario de juego. Llegar a un acuerdo en el horario, pactado y limitado.
  • Tener control de dónde juegan. Mejor que no tengan consola en su habitación.
  • Tener en cuenta a qué están jugando. Sentarnos con ellos e interesarnos por sus juegos. Busquemos juegos que eduquen.
  • Buscar productos adecuados a su edad.
  • El videojuego es una herramienta de ocio, pero no es la única. El tiempo de ocio no puede reducirse a los videojuegos.

Esperamos que os pueda servir de ayuda para enfocar el tiempo de ocio de vuestros hijos de cara al verano.

También te podría interesar

APÚNTATE A NUESTRA NEWSLETTER

ENCUENTRA LO QUE BUSCAS

CATEGORÍAS